III Entrompe y Quiebre Comunicacional de Los Pueblos en Lucha

ACTIVOS DE NUEVO...

¡Hacia el Encuentro por la Organización Necesaria y Posible! ---- COMUNIDADES AL MANDO - PROYECTO NUESTRA AMÉRICA ----

viernes, septiembre 11, 2009

Comunicado ANMCLA: Carlos Carles, comunicador popular revolucionario, evoluciona favorablemente de sus heridas


ANMCLA, 11 de septiembre de 2009

Hoy, 11 de septiembre, abandonará la terapia intensiva, luego de pasada una semana desde el grave accidente que sufriera el pasado fin de semana. Su tratamiento y recuperación ha sido posible gracias a la solidaridad de colectivos e instituciones revolucionarias. El plan vacacional infantil para sectores populares de Caracas del Proyecto Travesuras, que Carlos coordina desde hace nueve años, no se detiene y sigue su marcha, pese a las adversidades.

La salud de Carlos Carles, miembro destacado de ANMCLA desde sus inicios, evoluciona bien dentro de la gravedad del caso, luego de las heridas sufridas como consecuencia del accidente de moto que sufrió el pasado sábado, mientras se desplazaba con una compañera dentro de la populosa parroquia de Caricuao.

Carlos sufrió rasgamiento de su brazo derecho, y daños severos en el hígado y en el páncreas. Afortunadamente, luego de dos complejas intervenciones se recupera lentamente de sus heridas, y no tendremos que lamentar la pérdida de su brazo, como se temió al comienzo.
Finalmente para el día de hoy viernes 11 de septiembre se espera su salida de terapia intensiva luego se ser desintubado exitosamente.

El éxito de la intervención fue posible gracias a una atención esmerada de especialistas del centro de salud donde la atendieron, y a la solidaridad de decenas de compañeros que donaron su sangre, respodiendo a un llamado inicial de ANMCLA, que fue oportunamente amplificado por las redes sociales revolucionarias, incluyendo el portal de Aporrea y los canales telerradiales del Estado.

Carlos Carles es miembro de la directiva de Radio Perola de Caricuao y de la coordinación nacional de ANMCLA, y de manera más amplia, del movimiento popular revolucionario caraqueño y nacional. Desde la década de los 90, Carlos juega un papel fundamental en los procesos de comunicación comunitaria y alternativa en marcha en la patria de Bolívar, así como en la consolidación de redes locales y regionales de defensa y profundización de la revolución que protagonizan las comunidades.

Con su compromiso, su verbo y su magnetismo solidario, Carlos ha realizado aportes insustituibles a la comunidad de Caricuao que le vio nacer y crecer, así como a incontables comunidades de la región capital y el interior. Ha alzado su voz para defender cada victoria del proceso revolucionario, así como no ha callado para criticar las desviaciones que afectan su buena marcha.

Se trata de un insustituible de nuestras luchas, y así lo sienten quienes lo conocen y han trabajado mano a mano con Carlos, siempre el primero en arremangarse la camisa para echar bloque a un muro nuevo, reparar una antena o conseguir un almuerzo.

El grave accidente que ha sufrido Carlos ha desatado un alarma general en ANMCLA, así como en el campo popular de la comunicación revolucionaria. La rápida respuesta solidaria de colectivos y medios afines, así como de algunas instituciones públicas, ha permitido enfrentar en un principio las necesidades y los costos de la emergencia. No obstante, la contingencia ha puesto también de relieve la precariedad bajo la que se encuentran no sólo Carlos, sino tantos otros miembros del tejido revolucionario popular, cuando se ven enfrentados a situaciones de crisis urgente para la cual requieren de solidez financiera inmediata.

Nos referimos a una realidad que incluye diversos factores: la precariedad de servicios de emergencia en la red asistencial pública, el apuro económico bajo el que viven la mayoría de los líderes de las comunidades populares que entregan su vida a la revolución, y la ausencia de seguridad social de activistas comunicadores a tiempo completo como Carlos.

Gracias a la rápida respuesta de las redes sociales revolucionarias, la situación que enfrenta Carlos ha sido abordada con urgencia e inmediatez, y ha permitido abordar la emergencia con el apoyo necesario. No obstante, se trata de una situación excepcional, derivada en gran medida de su popularidad, así como del hecho de que forma parte de una asociación con capacidad de movilización.

No obstante, ni Carlos ni su familia podrían haber enfrentado la situación por cuenta propia, dada la ausencia de redes de seguridad social apropiadas a su condición de militante de la comunicación comunitaria no asalariado. A su vez, cuántos comunicadores de regiones remotas que realizan un aporte de igual valía, pueden haber enfrentado situaciones semejantes, sin el recurso a la movilización con el que cuenta el compañero caraqueño.

Esta situación nos lleva a enfrentar el debate sobre la carencia de mecanismos a lo interno del proceso revolucionario, y en concreto del sector de la comunicación comunitaria, que aseguren una adecuada protección y seguridad para abordar este tipo de emergencias.

Agradecemos a todas y todos los compañeros que han realizado aportes de cualquier tipo para ayudarnos a sortear esta coyuntura. El reconocimiento incluye a todos y todas que se sumaron de manera voluntaria a garantizar la continuidad del Proyecto Infantil Travesuras, del que Carlos Carles es fundador y coordinador general, y que se encontraba en pleno desarrollo cuando sufrió el accidente. Gracias al compromiso de los recreadores y recreadoras, el apoyo externo y la confianza de las familias de los más de mil niños y niñas que participan en el proyecto, el plan vacacional avanza en su etapa final de desarrollo sin mayores contratiempos que la ausencia temporal del camarada Carlos e inconvenientes económicos que hemos ido sorteando desde el inicio.

No hay comentarios.: